La Catorce
  Quiénes somos
  Nuevo Cuartel
  El proyecto
  Imágenes y planos
  Evolución construcción
  Última citación
  Despedida viejo cuartel
  Inauguración Tobalaba
  En Servicio
  Actos destacados
  Capacitación
  Artículos Técnicos
  Noticias
  Artículos Personales
  Ordenes del Día
  Historia
  Nuestra historia
  Todos los Oficiales
  Grandes Personajes
  Felipe Dawes
  Ex voluntarios
  Por siempre catorcinos
  La Compañía hoy
  Oficiales
  Consejo de Disciplina
  La 14 en el Cuerpo
  Voluntarios
  Guardia Nocturna
  Fundación de Amigos
  Están fuera de Chile
  Material Mayor
  Material Mayor antiguo
  Material Mayor actual
  Material Menor
  Material en B-14
  Material en RX-14
  Multimedia
  Videos
  Audio
  Wallpapers
  Bomberos Santiago
  Historia
  Mártires
  Compañías
  Competencia Besoain
  Enlaces
  Links
  Sitio web destacado
Buscador
Suscriba su Email
 
Enviar publicación Imprimir  
 
Nuevo Mártir en el Cuerpo de Bomberos de Santiago

Ampliar imagen Pasadas las 21 horas del sábado 14 de enero, dejó de existir en el Hospital del Trabajador don Carlos Pérez Riveros (Q.E.P.D.), voluntario Honorario de la 4a Compañía y desde ahora su 4º mártir.

Carlos Pérez había participado activamente en el LLCC (10-0) de Av. Balmaceda con Amunátegui, donde una casa habitación deshabitada era completamente consumida por el fuego.

Minutos después y cuando ya estaba controlado el fuego, Pérez sintió un fuerte dolor en el pecho, razón por la que fue trasladado de urgencia al centro asistencial.

Los esfuerzos de sus compañeros, quienes le realizaron permanentemente reanimación cardio pulmonar, fueron infructuosos, ya que una vez ingresado al Hospital, el voluntario Carlos Pérez, de 57 años de edad, dejó de existir a causa de un infarto.  

Carlos Pérez, 4º Mártir de la "Pompe France" se suma a los 42 mártires que tiene nuestra Instituición, y que lamentablemente, los últimos tres han fallecido en sólo 4 meses de diferencia.

A nombre de la 14 hacemos llegar nuestro sentido de pesar a la familia de Carlos Pérez y a la 4a Compañía.

El siguiente, es el texto aparecido en el sitio web de su Compañía:

"Carlos contaba con 57 años de edad. Nacido el 24 de abril de 1948, estaba casado con Amada y era padre de dos hijos: Francisco Javier y María de los Ángeles.

 Ex voluntario de la 9° Compañía de Santiago, ingresó a las filas de la "Pompe France" el día 19 de octubre de 1981.  En 1992 Carlos se aleja de la Compañía...pero por un corto tiempo. Como él bien declaraba, el llamado del servicio y el cumplimiento del deber fue superior, y Carlos vuelve a su querida Cuarta en 1996.

 

En 1998 obtiene la calidad de Voluntario Honorario y a partir del año 2000 es reelecto ininterrumpidamente como miembro del Consejo de Disciplina, ya que cada 8 de diciembre sus compañeros reconocían en él a un hombre equilibrado, justo y comprometido con el devenir de la Compañía. 

 

Durante poco más de un año se había integrado a la Guardia Nocturna, asumiendo en su totalidad todos los deberes y obligaciones que el reglamento depara para los guardianes de nuestra Compañía. Y cumpliendo con sus deberes y obligaciones le sorprende la muerte.

 

Hace tan sólo unas horas que has partido, en un acto del servicio, vistiendo el uniforme de tu Compañía, al lado de tu máquina, cumpliendo con un deber auto impuesto, que te enaltece y te transforma en un nuevo mártir para la Cuarta y el Cuerpo. Cuantos de nosotros, sí pudiésemos, elegiríamos entregar nuestro último acto vital a la causa que nos convoca y que nos transforma en compañeros, en amigos, en camaradas de un ideal tan escaso en estos tiempos: SERVIR E INCLUSO DAR LA VIDA POR EL PROJIMO.

 

Estamos sorprendidos, tenemos mucho dolor, aún no salimos del sentimiento de perdida. Hay mucha pena en nuestras filas. Muchos fueron tus amigos, tantos otros te respetaron, compartimos tu presencia terrenal, tus alegrías y tus penas y ahora, fruto de tu sacrificio, todos te recordaremos con cariño toda vez que nuestro deber nos convoque. Lamentablemente te has unido a nuestros Mártires, has partido en busca del misterio vital del universo.

 

En estos días, en que los ideales y los sueños colectivos parecieran olvidados, nos das una terrible lección, dura, implacable, pero que nos reafirma en nuestro compromiso y nos hará crecer como bomberos y fundamentalmente como hombres. Gracias Carlitos."

 

Discurso del Director de la Pompe France el día del funeral del Mártir Pérez.

 

 

Señor Cristian Pérez Benítez Superintendente CBS.

Señores miembros del Directorio

Señor Juan Carlos Torres director 5ta Cía. Pompe France de Valparaíso

Señor Mauricio Rozas Director 5ta Cía. Pompe France de Punta Arenas

Sra. Amada e hijos.

Familiares de Carlos Pérez

Señoras, señores, voluntarios:

 

Enorme perdida para nuestra Compañía la 4ème, el desaparecimiento físico de nuestro compañero de

ideales Carlos Pérez Riveros, un voluntario que vinculó estrechamente su vida con las nuestras y con

el CBS, por sus condiciones de abnegación y de civismo, por su espíritu bomberil en el servicio a la

comunidad.

 

Me es muy difícil decir estas palabras, pero tratare de sacar fuerzas y lograr cumplir lo encomendado.

Estamos golpeados, afligidos, definitivamente tristes, con pena y abatidos. Y es que nunca pasó por

nuestras mentes que la muerte golpearía la puerta de nuestro Cuartel. Ni menos que uno de nuestros

compañeros más queridos se fuera de forma abrupta y en un acto del servicio.

 

Carlos José Pérez Riveros, Carlitos, murió en la noche del sábado 14 mientras se encontraba en un

Llamado de Comandancia.

 

Como siempre nuestra compañía acudió a la emergencia a la cual fuimos despachados aquella tarde.

Era un 10-0, en Balmaceda con Amunátegui, cerca de las 19 horas. Quizás la labor no fue ardua, pues

rápidamente y con el trabajo oportuno las llamas fueron controladas. Carlos hizo la armada de un pitón,

pero de pronto se sintió mal... y de ahí la historia comenzaría a cambiar...

 

En el lugar nuestros propios compañeros ayudaron a Carlos en las maniobras de reanimación... en un

abrir y cerrar de ojos, ya nuestro voluntario estaba en el Hospital del Trabajador...

 

¡Pero ya lo habíamos perdido!

 

Parecía increíble, Carlos Pérez, nuestro voluntario, nuestro guardián nocturno, nuestro consejero de

disciplina, nuestro arquero destacado, nuestro amigo... se convertía ahora en nuestro mártir.

 

Con 57 años, ya había dedicado 25 a esto que se llama vocación de servicio. Recién el pasado 20 de

diciembre pasó orgulloso por el escenario del Teatro Municipal a recibir su premio por un cuarto de

siglo dedicado a los bomberos con constancia y dedicación.

Fue un voluntario sincero, de espíritu alegre, de una fraternidad exquisita, con clara percepción de lo

que es realmente importante y valioso, sin buscarlo logró el afecto y el respeto de todos los que le

conocimos.

 

En su Hoja de Servicios se pueden apreciar diversos cargos ocupados en la “Pompe France”, como

reemplazante de Oficial, Ayudante Administrativo, Consejero de Administración y Consejero de

Disciplina en 5 períodos, cargo que ostentaba hasta la fecha de su muerte.

 

Carlos, al igual que muchos cuartinos, era un ferviente participante de las Competencias Bomberiles,

tanto internas como las del Cuerpo, siendo integrante del último equipo de honorarios de la

Competencia Interna Andrés Duronea, realizada el 4 de diciembre del año 2005.

 

Sin duda, el aspecto más relevante de Carlos, aparte de sus atributos bomberiles, era el deporte. Fue un

entusiasta cooperador en las tareas de esa disciplina, impulsándolas muchas veces con una fuerza e

iniciativa pocas veces vista, siendo delegado de Deporte de la Compañía por varios años.

 

Cabe destacar su participación en el último Campeonato de Fútbol organizado por el Cuerpo de

Bomberos de Santiago en el año 2004 realizado en el Campo de Entrenamiento de nuestra Institución,

donde Carlos fue el arquero titular del Equipo de la Cuarta, haciéndose acompañar siempre por su hijo

Francisco.

 

Todos lo echaremos de menos, pero no quiero obviar un hecho singular y que por cierto afectará a un

grupo importante de la Pompe France. Los guardianes han perdido a uno de sus más buenos y

humanitarios compañeros. A aquel que parecía dormir sin sobresalto alguno en la noche, a aquel que

nada lo despertaba, pero que siempre amanecía sabiendo cada uno de los llamados que ocurrían no sólo

en Santiago, sino en toda el área metropolitana. Su cama en la guardia ya está vacía y parece raro para

muchos que ya no esté Carlitos para despertarlos cada día.

Si hay algo que llenó el corazón de Carlos Pérez fue el poder ayudar desinteresadamente a los otros.

 

Puede sonar cliché, pero es lo que se llama vocación de servicio... y todos los que están aquí saben de

lo que estoy hablando.

 

Quizás por la formación dada en su familia, por los valores que cultivó a lo largo de su vida o por el

hecho de que esto se trae en los genes, el ayudar era parte de su esencia.

 

Deseo agradecer muy sinceramente a todos quienes nos han acompañados en estos momentos. Hemos

recibido muestras de amistad que en alguna forma ayudan a mitigar nuestro dolor, muy especialmente

a nuestras compañías de canje 5ta Cía. Pompe France de Valparaíso y 5ta Cía. Pompe France de Punta

Arenas, que han desplegado todo su esfuerzo para estar con nosotros, igualmente a la 3ra Cía. Pompe

France de Concepción.

 

He querido dejar especiales palabras para sus seres más queridos: Amada, María de los Ángeles y

Francisco Javier. Nada de lo que yo pueda decir hoy les dará el consuelo de perder a un esposo y a un

padre, pero si de algo les vale que les cuente que todos hemos perdido a un hombre bueno y que lo

extrañaremos por siempre. Sepan que en la Pompe France permanecerá vivo su espíritu infinitamente,

jamás será olvidado y todas las generaciones posteriores sabrán quien fue Carlos, eso se los aseguro.

 

Nunca olviden que este hombre optó por hacer de la Cuarta Compañía su hogar, por ello sepan Uds.

también, que ella también es vuestra casa.

Los bomberos lloramos otro mártir, lamentablemente en un corto transcurso de tiempo. La pena que

inunda nuestro cuartel de calle Santo Domingo no sabemos cuando se irá, pero seguiremos a pesar de

ello cumpliendo aquello que juramos el primer día de nuestro voluntariado: servir a la comunidad.

 

Carlos, gracias por todo lo que entregaste a nuestra querida Pompe France y muchas gracias por lo

ejemplos y enseñanzas valóricas que nos dejastes como tu más cara herencia, fuiste un hombre

sencillo, bueno y un caballero a carta cabal.

 

Carlos, en cada acto de servicio te recordaremos junto a Glaziou, Gurgeon y Delsahut como parte de nuestros insignes voluntarios.

 

“Voluntario Pérez Charles... mort au feu”.

Bon voyage ami Charles...

 

 

 

Julio Pauliac Pérez. Director

 

 

     
14.cl 2019 Todos los derechos reservados - info@14.cl
Webmaster Andrés Márquez
Av. Tobalaba 455 - Providencia - Tel [562] 946 1414